Terapia de Moxibustión

Moxibustión

Moxibustión

La artemisa es la primera planta que crece tras un desastre nuclear, mucho antes de que otras especies puedan volver a la vida. En China, la artemisa tiene muchas utilidades; se hace pasta con ella, galletas, se utiliza en sopas…Y también se utiliza como elemento de combustión para aportar calor al organismo. Hay varias maneras de utilizar la moxa en consulta: en puro, en conos, en montoncitos sobre el punto a tratar…

La moxa, como la acupuntura, puede tratar los más de 360 puntos energéticos que tenemos en el organismo. Con la aplicación de calor, ayuda a relajar la tensión de la zona y a regular todo el meridiano (y correspondiente órgano) por el cual vamos trabajando.

La terapia con moxa generalmente se aplica cuando hay insuficiencia o frío interno/externo: hormigueos en las manos y pies, dificultades digestivas (regulamos todo el meridiano de Estómago), hiper actividad mental e insomnio, incapacidad para descansar la mente, aceleración emocional y tensión física…

Resulta especialmente agradable sobre todo en estaciones frías, como el invierno y el otoño. Equilibra muy bien los cambios de temperatura de la primavera, ayudando al organismo a regular su propio calor interno. En verano podemos aplicar moxa sin problema, aunque aquí depende del bloqueo del paciente, ya que el calor de fuera (el Yang del verano) se suma al calor del cuerpo (el Yang de la inflamación o dolor). Debemos valorar, entonces, la idoneidad de otros tratamientos que la Medicina China nos ofrece.

Complementamos tu tratamiento de moxibustión con las diferentes herramientas que la Medicina Tradicional China creó para conseguir la salud completa: ventosas-cupping, auriculoterapia, acupuntura, masaje Keng Rak y Bok Bu, y si lo deseas, con Flores de Bach.

Terapia

Terapias

Cuerpo

Acupuntura

Moxibustion

Ventosas

Gua Sha, masaje Keng Rak y Bok Bu

Auriculoterapia

Reflexologia Integrativa

Mente y emociones

Psicoterapia Infantil

Psicoterapia Adultos

Diagnostico Emocional Energetico